¿Conoces las propiedades de las avellanas?

La avellana es el fruto del avellano común, Corylus avellana. Su nombre proviene del latín nux abellana, «fruto seco de Avella», pueblo de la provincia italiana de Avellino.

Es originaria de Ponto en Asia Menor. Se tiene constancia que ya se consumía en Mesopotamia, en el Neolítico, porque se han encontrado dibujos y restos en las cuevas. Los griegos se la llevaron a Grecia y de ahí se extendió a otros países. A España llegó en el siglo XIX. Son tan apreciadas que algunas de ellas tienen su denominación de origen como la Avellana de Reus, en España, o la Nocciola del Piemonte, (IGP) en Italia. Los principales países productores de la avellana son Turquía, Italia, EEUU, España, Azerbaiyán, China e Irán.

Algunas propiedades de las avellanas

  • Combatir el estreñimiento.
  • Reducir los niveles de colesterol.
  • Prevenir enfermedades cardiacas.
  • Combatir el cansancio y la fatiga.
  • Combatir enfermedades como la Artritis y la Osteoporosis.
  • Evitan la descalcificación.

Comer frutos secos es saludable, pero con restricciones, por esta razón "toda la población debería consumirlos".

Propiedades químicas y efectos positivos en el organismo

  • Ayudan a la resistencia de los deportistas, porque funcionan a nivel neuromuscular.
  • Tienen un efecto protector del sistema cardiovascular, ya que disminuyen el colesterol LDL o "malo" y aumentan el HDL o “bueno”. Asimismo, reducen la disgregación de las plaquetas, por lo que contribuyen a disminuir las trombosis.
  • Las vitaminas y minerales que contienen los hacen ser un excelente antioxidante, es decir, protegen contra el envejecimiento celular y también previenen las enfermedades degenerativas.
  • Aumentan la conexión nerviosa y el tejido de las neuronas, lo que contribuye a que los niños tengan mayor capacidad de retener conocimientos.
  • Tienen una gran cantidad de Fibra, por lo que también ayudan a la digestión.
  • Contienen ácidos grasos Omega 3 y Omega 6. Éstos son considerados esenciales ya que el cuerpo no puede producirlos, por lo que deben ser incorporados a través de los alimentos.
  • Aportan grasa que no es saturada, es decir, que no se quedará adherida a las paredes de las arterias, sino que circulará por el organismo.
  • Tienen hidratos de carbono complejos y proteínas de origen vegetal, que combinadas con otro cereal, dan como resultado una proteína de buena calidad.
  • Tienen propiedades antiinflamatorias.

Su aporte calórico es alto, por lo que hay que cuidar que la porción a consumir no supere el tamaño de un puñado o un cuarto de taza al día.

Si quieres saber más sobre las Propiedades nutricionales de las avellanas, click AQUÍ.


Loading...
Loading...